LA TUSA LANZA «DEJA LA VIDA VOLAR»

Deja la vida volar , es una de las más bellas canciones de Víctor Jara y una versión fértil y luminosa de La Tusa que recién estrenó a 48 años del golpe militar de Pinochet.

“…. Víctor representa a tanta gente modesta de Chile, esos que con mucho esfuerzo alcanzan su sueño. Él era de origen muy humilde, hijo de campesinos que llegó de niño a vivir a una población marginal de la periferia de Santiago, y que llegó a ser Embajador de Cultura, Actor, Director de Teatro, Director Musical de Quilapayún, colaborador de Inti-illimani y otras tantas agrupaciones…” La Tusa

Un momento de esa historia…

11 de septiembre de 1973, Santiago de Chile. Víctor Jara se encontraba en la universidad cuando se entera de la muerte de Allende, decide llamar a los estudiantes y juntos comienzan a cantar. Las ametralladoras se acercaban y su voz se escuchaba cada vez menos, estudiantes y obreros entonces cantaron a gritos y ambos sonidos compitieron… muchos quedaron detenidos y llevados presos al Estadio que se usó como campo de prisioneros, entre ellos Victor. Un gran número de detenidos cuenta que el canto fue esencial a la hora de sobrellevar lo que se vivía en los campos de prisioneros.

ESCUCHA “DEJA LA VIDA VOLAR”

La Tusa se sienten profundamente conectados con el mensaje de Víctor señalan que como chilenos de origen humilde se vinculan con sus canciones que hablan de consecuencia y honestidad, de la dura realidad de los años 60 y 70 en Latinoamérica: “ Nuestra vida en la población La Victoria, duramente reprimida durante la dictadura militar, nos hace observar la realidad de una manera distinta al resto. Lo que nos lleva brutalmente a enfrentarnos a la lucha de clases sociales, vivir la marginación y la discriminación a diario… significa un gran desafío homenajear a tus ídolos, por ello nos tomamos este trabajo con mucha responsabilidad y humildad, para no parecer pretenciosos ni nada por el estilo, nuestra versión es honesta, tal como lo fue Víctor en su vida.” La Tusa

CORTESÍA AGENCIA VERBIGRACIA

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *